Seguro de caucion ejemplos

qué es la cobertura del seguro de caución

Este artículo necesita citas adicionales para su verificación. Por favor, ayude a mejorar este artículo añadiendo citas de fuentes fiables. El material sin fuente puede ser cuestionado y eliminado.Buscar fuentes:  “Surety” – news – newspapers – books – scholar – JSTOR (November 2010) (Learn how and when to remove this template message)

En finanzas, un aval /ˈʃʊərɪtiː/, fianza o garantía implica la promesa de una parte de asumir la responsabilidad de la obligación de la deuda de un prestatario si éste no cumple. Por lo general, un bono de garantía o aval es la promesa de un fiador o garante de pagar a una parte (el obligado) una determinada cantidad si una segunda parte (el obligado principal) incumple alguna obligación, como el cumplimiento de los términos de un contrato. La fianza protege al beneficiario contra las pérdidas derivadas del incumplimiento de la obligación por parte del obligado principal. La persona o empresa que proporciona la promesa también se conoce como “fiador” o como “garante”.

Las fianzas europeas pueden ser emitidas por bancos o por compañías de seguros. Si las emiten los bancos se llaman “Bank Guaranties” en inglés y Cautions en francés, si las emite una empresa de fianzas se llaman surety / bonds. Pagan dinero en efectivo hasta el límite de la garantía en caso de que el mandante no cumpla con sus obligaciones con el beneficiario, sin que el beneficiario se refiera al mandante y contra la única declaración verificada del beneficiario al banco[cita requerida].

las empresas viajeras

El aval es la garantía de las deudas de una parte por otra. Un aval es una organización o persona que asume la responsabilidad de pagar la deuda en caso de que la póliza del deudor incumpla o no pueda realizar los pagos.

Una fianza es más común en los contratos en los que una de las partes cuestiona si la contraparte del contrato podrá cumplir todos los requisitos. La parte puede exigir a la contraparte que se presente con un avalista para reducir el riesgo, y el avalista celebra un contrato de fianza. Con ello se pretende reducir el riesgo para el prestamista, lo que podría, a su vez, reducir los tipos de interés para el prestatario. El aval puede adoptar la forma de una “fianza”.

El aval es la empresa que proporciona una línea de crédito para garantizar el pago de cualquier reclamación. Proporcionan una garantía financiera al acreedor de que el principal cumplirá con sus obligaciones. Las obligaciones del obligado principal pueden significar el cumplimiento de las leyes y reglamentos estatales relativos a una licencia comercial específica, o el cumplimiento de los términos de un contrato de construcción.

fianza de fidelidad

Hay tres partes que componen un contrato de fianza. El afianzador (UFG Surety, por ejemplo) garantiza el cumplimiento y la responsabilidad de una segunda parte (el afianzado) a una tercera parte (el acreedor).

El mandante, o el contratista en la mayoría de los casos, adquiere la fianza para garantizar el trabajo del proyecto descrito en el contrato, el permiso o la ley. El mandante es responsable de confirmar el importe exacto de la fianza que necesita antes de solicitarla. Debe cumplir su obligación de prestar los servicios en el acuerdo tripartito. También debe firmar un acuerdo de indemnización con el afianzador. Si el afianzado no cumple con su obligación, la compañía de fianzas paga para completar el trabajo o compensa al propietario del proyecto por las pérdidas financieras. Las compañías de seguros exigen que el cliente firme un acuerdo de indemnización porque esperan no sufrir pérdidas por la fianza emitida. Si el mandante no cumple con su obligación con el acreedor, debe reembolsar al afianzador las pérdidas sufridas en su nombre.

enlace a…

ESCRITO POR: Tricia TetreaultPublicado el 15 de junio de 2021Tricia tiene casi dos décadas de experiencia en préstamos comerciales y del gobierno federal. Su experiencia se destaca en todo el contenido de préstamos para pequeñas empresas en Fit Small Business.

Una fianza es un tipo de cobertura financiera que está diseñada para garantizar el cumplimiento de las obligaciones contractuales por parte del contratista que la adquiere. Por lo general, los propietarios del proyecto exigen que los contratistas principales adquieran una fianza, pero los contratistas generales también pueden exigirla a los subcontratistas. Las fianzas pueden servir para muchos propósitos, pero las disponibles dependen del proyecto y de la industria específica.

La forma en que funciona es que el propietario de un proyecto o el contratista general (principal), conocido como el acreedor, puede exigir a una empresa o individuo que contrata que adquiera una fianza en caso de que no se cumpla algún tipo de obligación.

Esa empresa o persona, que puede actuar como contratista general del propietario del proyecto o como subcontratista del CG, se conoce como el mandante. El mandante comprará esta fianza a una empresa emisora de fianzas conocida como fiador.

Leer más  Ejemplo de dictamen juridico