Sentencia tribunal constitucional plusvalia municipal

La anulación de la plusvalía deja a málaga con 55,2 millones

En este sentido, el máximo intérprete de la Constitución ha informado que en una reciente sentencia (que será publicada en los próximos días) ha declarado inconstitucional y nulo, el método de cálculo de la base imponible del Impuesto sobre el Incremento del Valor de los Terrenos de Naturaleza Urbana (comúnmente conocido como la «Plusvalía Municipal»), ya que dicho método determinaba que siempre existía un incremento del valor de los terrenos durante el periodo de posesión, con independencia de la existencia del mismo y de la cuantía real de dicho incremento.

Este pronunciamiento supondría un paso definitivo del Tribunal Constitucional, en cuanto a la constitucionalidad del método de determinación de la base imponible, que parece haber agotado la paciencia del legislador y la «obligada» modificación de la normativa que regula el impuesto. Más que nada teniendo en cuenta las dos advertencias previas que se hicieron sobre las sentencias de 2017 (en la que se consideró ilegítimo exigir el impuesto en el caso de que no hubiera plusvalía) y de 2019 (en la que se decidió que no había impuesto en el caso de que, a pesar de que hubiera plusvalía en la transmisión del inmueble, ésta fuera inferior a la cuota resultante).

  Constitucion española propiedad privada

Mutación de terrenos y propiedades (इंतकाल/ दाखिल खारिज) को आसान

Por término medio, el importe del impuesto a pagar oscila entre 3.000 y 6.000 euros. Sin embargo, puede ser mucho mayor que eso. Se trata de una de las mayores fuentes de ingresos de los ayuntamientos, después del IBI municipal en primer lugar.

Sin embargo, esta reciente sentencia establece que la forma de calcular el impuesto es ahora inválida, según el artículo 31 de la Constitución Española. Ello se debe a que el cálculo siempre parte de la base de que se ha producido un incremento de valor en la transmisión del terreno, independientemente de que dicho incremento se haya producido realmente, o de su cuantía.

El impuesto de plusvalía se calcula con el valor catastral desde el momento de la compra hasta su transmisión, por lo que siempre se paga el impuesto, independientemente de que se haya producido una pérdida en la transmisión. Por este motivo, este impuesto siempre ha sido objeto de gran controversia.

Para muchos observadores, éste es el último clavo en el ataúd del impuesto de plusvalía, al menos en su estado actual. De hecho, el Tribunal Constitucional ya se ha pronunciado en contra en dos ocasiones anteriores, declarándolo contrario a la Constitución en los casos en los que no se había producido un incremento de valor (sentencia de 11 de mayo de 2017), y en los que el impuesto a pagar era superior a la ganancia obtenida (31 de octubre de 2019).

  Ley de capital social

Canal de televisión arabs today

La reforma del Impuesto de Plusvalía Municipal no es algo que deba sorprendernos. Al fin y al cabo, este impuesto aporta a las arcas del Estado un total de 2.000 millones al año. Por eso no debemos considerarlo un impuesto de menor categoría, aunque por supuesto, no recauda ni la décima parte de lo que recauda el impuesto sobre la renta de las personas físicas, más conocido como IRPF.

Este impuesto tenía todo el sentido del mundo en una época anterior a la crisis en la que los precios no paraban de subir. De esta forma, la acción antisocial de la especulación revirtió a favor de la sociedad a través del tributo.

Los pronunciamientos del Tribunal Constitucional, a los que ya nos hemos referido, es decir, que no se puede liquidar el impuesto cuando no hay un incremento del valor del inmueble, han tenido como consecuencia la necesidad de adaptar la Ley al marco constitucional.

Uno de los aspectos clave de esta reforma del Impuesto de Plusvalía Municipal es que, para saber si existe o no un incremento de valor, sólo hay que aportar las escrituras de la primera compra que luego pasa a la venta.

Escuela de verano: el uso del suelo y la ley

El Tribunal Constitucional publicó ayer una nota en la que informa que ha declarado la inconstitucionalidad y nulidad de los artículos 107.1 párrafo segundo, 107.2.a) y 107.4 de la Ley Reguladora de las Haciendas Locales en relación con la cuestión de inconstitucionalidad número 4433-2020, promovida por la Sala de lo Contencioso-Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía, Ceuta y Melilla, con sede en Málaga.

  Juan antonio garcia amado

La sentencia, de la que ha sido ponente el magistrado Ricardo Enríquez, considera que los artículos 107.1, párrafo segundo, 107.2.a) y 107.4 del texto refundido de la Ley Reguladora de las Haciendas Locales (RD Legislativo 2/2004 , de 5 de marzo), porque establece un método objetivo para la determinación de la base imponible del Impuesto sobre el Incremento del Valor de los Terrenos de Naturaleza Urbana, que determina que siempre se ha producido un incremento del valor de los terrenos en el período impositivo. , con independencia de que se haya producido dicho incremento y de la cuantía real del mismo.

No obstante, consideramos que Sí se podrá aplicar dicha sentencia en el caso de liquidaciones del impuesto pendientes de recurso o de resolución de los correspondientes recursos, así como en los casos en que no hayan transcurrido los cuatro años de prescripción para solicitar la rectificación. de las autoliquidaciones de dicho impuesto municipal